Acoso judicial a Henry Kissinger!

Gorojovsky Gorojovsky at SPAMarnet.com.ar
Mon Jun 25 17:02:59 MDT 2001


Acoso judicial a Henry Kissinger por crimenes contra la humanidad
Gentileza de Revista Koeyu <koeyu at cantv.net
DIARIO 16



 Acoso judicial a Henry Kissinger por crímenes
 contra la humanidad
 ¿Nobel de la paz y genocida?



 El nombre, casi sagrado en Estados Unidos, de Henry Kissinger se está viendo
 ensuciado por las sospechas de que participó en crímenes contra la humanidad.
 Jueces de Francia, Chile y Argentina quieren interrogar al ex secretario de
 Estado de EE UU, y un periodista le señala en un libro como genocida.

 El premio Nobel de la Paz nunca ha sido asociado a protagonistas de crímenes
 contra la humanidad.

 Lógicamente, quienes ostentan semejantes laureles habrían de ser sujetos
 ajenos a pensamientos genocidas. Pero la realidad a veces carece de esa
 lógica. Así, éstos son días en los que un nombre tan venerado como el de
 Henry Kissinger ha pasado a ser asimilado a algunas de las peores atrocidades
 de nuestra historia más reciente.

 Días de sudor frío para el que fue flamante secretario de Estado de la
 primera potencia mundial. Y en los que las invitaciones para conferencias de
 postín se combinan con citaciones judiciales para que explique si tuvo algo
que
 ver con torturas, asesinatos y violaciones de los derechos humanos.

 Kissinger se ganó el premio Nobel en 1973. Al parecer, impulsar las
 negociaciones de un alto el fuego con Vietnam del Norte era mérito
 suficiente para tal galardón.

 Sin embargo, aquellos años dorados han quedado atrás. Hace sólo unas
 semanas, el diplomático de pobladas cejas y origen bávaro se tenía que
 desayunar con la lectura de un nuevo libro que en EE UU se ha vendido como
 rosquillas: `The Trial of Henry Kissinger'' (El juicio de Henry Kissinger).

 Su autor, el respetado periodista Christopher Hitchens, va más allá de la
 mera denuncia. Ha elaborado su trabajo como un auto de procesamiento en el que
 concluye que el Maquiavelo de la "guerra fría" debería ser juzgado por
crímenes
 contra la humanidad.

 Y casi coincidiendo con su publicación, un juez federal argentino, Rodolfo
 Canicoba, se despachó con unas declaraciones en las que revela su intención de
 llamar a declarar a Kissinger sobre su posible participación en la Operación
 Cóndor - el plan conjunto de varias dictaduras sudamericanas para secuestrar y
 matar a sospechosos izquierdistas durante los 70-.

 Y otro togado francés, Roger Le Loire, reclama al ex secretario de Estado en
 relación con la desaparición de ciudadanos galos bajo el régimen de Augusto
 Pinochet en Chile.

 Y un tercer magistrado chileno anuncia un exhorto para que Kissinger preste
 testimonio sobre el asesinato en Chile en 1973 del periodista estadounidense
 Charles Horman. El mismo que inspiró la estremecedora película "Missing"
 (Desaparecido).

 Las acusaciones contra el otrora político se acumulan. El cerco se estrecha.

 Hace poco más de un año, y con motivo del procesamiento de Pinochet por
 Baltasar Garzón, The New York Times advertía de que el día en que
 personajes como Kissinger tuvieran que responder de su conducta pasada ante
 tribunales extranjeros podría no estar muy lejano.

 Entonces, cuando el matutino preguntó al que fue ministro de Richard Nixon y
 Gerald Ford sobre el asunto, éste respondió: "No creo que las personas bien
 conocidas estén en peligro. A mí, por lo menos, no me preocupa".

 Hitchens, si embargo, dibuja ahora a un hombre de 78 años atemorizado y que
 consulta con sus abogados antes de emprender viaje a cualquier país.

 Seis casos de atrocidades

 Los crímenes que Hitchens imputa a Kissinger son fundamentalmente seis: -
 Indochina. La matanza deliberada y masiva de civiles en Indochina, mediante la
 campaña secreta de bombardeos sobre Camboya que inició en marzo de 1969,
cuando
 a=FAn era el consejero de Seguridad Nacional de Richard Nixon.

 - Futura Bangladesh. Confabulación para asesinatos en masa en la futura
 Bangladesh.

 - Chipre. Su implicación personal en un plan para asesinar al jefe de Estado
en
 la nación democrática de Chipre.

 - Timor Oriental. Su beneplácito al genocidio de la Indonesia de Suharto en
 Timor Este.

 - Washington. Participar en el secuestro y asesinato de un periodista en
 Washington.

 - Chile. Pieza central de "El juicio de Henry Kissinger'': su implicación en
el
 golpe de Estado chileno, el asesinato de su presidente democrático, Salvador
 Allende, y las numerosas atrocidades y abusos del régimen de Pinochet.

 Pero el periodista no está solo en esta ola de denuncias. El catedrático
 emérito de la Escuela Wharton (Universidad de Pensilvania) Edward Herman ha
 escrito: "El papel de Kissinger en el genocidio de Camboya, Chile y Timor

 Este le convierten en un criminal de guerra de primera clase, al menos de la
 categoría del ministro de Exteriores de Hitler Von Ribbertrop, ahorcado en
 1946. Pero Kissinger goza de la impunidad que tienen los líderes y agentes de
 la potencia dominante".

 Otra periodista, Lucy Komisar, especializada en política internacional de EE
UU
 y derechos humanos, ha podido cebarse en un informe interno del Departamento
de
 Estado sobre el encuentro que Kissinger y Pinochet mantuvieron en Santiago de
 Chile el 8 de junio de 1976. Allí, el estadounidense reduce a meros "problemas
 domésticos" la campaña de los grupos estadounidenses pro derechos humanos
 contra el dictador chileno. Y dice al general: "En EE UU tenemos simpatía por
 lo que usted intenta hacer aquí. Creo que el Gobierno anterior se dirigía
hacia
 el comunismo. Le deseamos lo mejor".

 Kissinger acababa de recibir un informe de la Organización de Estados
 Americanos que decía que en Chile "numerosos prisioneros políticos han sido
 asesinados o han muerto torturados o por falta de atención médica"

  Jaime Meilán
 CORRESPONSAL
 Nueva York



Néstor Miguel Gorojovsky
gorojovsky at arnet.com.ar
------- End of forwarded message -------





More information about the Marxism mailing list